La asamblea de Dios - Exposición Bíblica del 21 de abril de 2019

Exposición Bíblica 
La asamblea de DIOS
Serie: Sobre esta ROCA edificaré mi IGLESIA
[Notas de la exposición bíblica del 21-04-2019]



Lectura: Mateo 16:15-18. 
  
La Iglesia no es un edificio ni un lugar específico, sino que es una reunión o un grupo de personas juntos con un propósito. La palabra IGLESIA viene del griego ekklesia (ἐκκλησία) (*1).
Esta palabra no hacía referencia a nada religioso, no era un término referido a la religión, cultos o ritos eclesiásticos. La ecclesía no hacía referencia a un lugar sino a una reunión. Era una convocatoria de personas que tenían que tomar decisiones, una reunión con fines políticos o civiles, también eran reuniones para ponerse de acuerdo en acciones militares, etcétera, era una asamblea de personas convocadas con un propósito específico y concreto. No se trataba de un lugar físico, sino de una reunión con objetivos definidos.
“La palabra ecclesía siempre hizo referencia a una reunión de personas unidas por una identidad o una identificación y una razón de ser que les eran comunes” (Andy Stanley).

El libro de los “hechos de los apóstoles” relata un acontecimiento en la ciudad de Éfeso en donde la palabra ecclesía es traducida como “asamblea” y no como “Iglesia”. Esto se debe para no crear confusión con el término, pero en definitiva es la misma palabra que aquí da cuenta de su significado laico y social.

Hechos 19:23, 29, 39-41
23 Hubo por aquel tiempo un disturbio no pequeño acerca del Camino.
29 Y la ciudad se llenó de confusión, y a una se lanzaron al teatro, arrebatando a Gayo y a Aristarco, macedonios, compañeros de Pablo.
39-41 Y si demandáis alguna otra cosa, en legítima asamblea (ἐκκλησία) se puede decidir. Porque peligro hay de que seamos acusados de sedición por esto de hoy, no habiendo ninguna causa por la cual podamos dar razón de este concurso. Y habiendo dicho esto, despidió la asamblea (ἐκκλησία).

Es en aquel entonces que llega Jesús y dice:

Yo edificaré mi Iglesia, mi propia Iglesia, con una finalidad, con una identidad, con una razón específica que les va a ser comunes a todos, que está basada en quien yo soy: “El CRISTO, el hijo del Dios viviente”. Sobre esa roca, voy a edificar MI Iglesia. Podés aceptarme o rechazarme. Pero si me rechazás eso no quita el hecho de que YO SOY la cabeza principal, el cimiento de la IGLESIA.
Voy a tener mi propia asamblea de personas y yo voy a ser la base principal.
(Mateo 16:15-18)

Por esto vemos a los primeros cristianos reuniéndose, confirmando las palabras dichas por Jesús (Mateo 15-18), reunidos en asamblea con una convicción y una FE común a todos, unidos por una proclamación: “Jesús es el Ungido, el Hijo del Dios viviente”.
Por esto vemos banquetes de amor, comidas en comunidad, reuniones en las casas, canciones, lectura de las escrituras, conversaciones sobre “teología”, vemos como comparten el pan y la copa. El centro era la familia de Dios, juntarse y reunirse para disfrutar y estar juntos.
Muy distinto a lo que muchos hoy entienden como Iglesia al referirse a un edificio. RECORDEMOS que Dios no habita en templo hecho por mano de hombre (Hechos 17:24, Isaías 66:1).

Es por esto que cuando venimos a la ROCA, a la FE en JESUCRISTO, venimos a una relación, a establecer afectos y lazos con personas que tienen en común a Cristo. No venimos de manera automática a escuchar que es lo que tiene que decir el predicador de turno e irnos a casa de nuevo sin saber quién se sienta a mi lado. Venimos a entablar relaciones de amor. Donde la palabra es la que nos corrige y nosotros la OBEDECEMOS de manera prudente, el retrato de esto es la persona que construyó la casa sobre la roca.

La Biblia dice que no debemos dejar de congregarnos mientras podamos porque el día del Señor se acerca (Hebreos 10:25), y cuando nos juntamos lo hacemos sin perder de vista que el “lugar de reunión” es la bendición que tenemos de convocarnos para formar nuestras vidas, pero no quita la verdad de que Dios y la Iglesia es un organismo vivo de gloria que no se limita a espacios físicos.

Esta verdad nos moviliza con el Espíritu de Dios en nosotros en obediencia y santificación para victoria.
Nos ponemos en acción, en movimiento, porque la Iglesia es acción y movimiento, es hacer, es realizar, es relacionarse, es construir, es llevar el evangelio a toda criatura, es ser creativo, es desarrollar estrategias para conocer a la otra personas y descubrir como y de que manera Cristo está en el otro y lo transforma como lo hace conmigo.
Ser IGLESIA es permanecer en SANTIDAD constante, en donde el otro, que también lucha por santificarse, es quién puso Dios en mi camino para darme la posibilidad de profundizar mi amor, mi gracia, mi justicia, mi humildad, mi sometimiento, etcétera. El otro es el cuerpo de Cristo y construimos IGLESIA de manera unida al pulirnos en comunidad bajo el común acuerdo de estar unidos con un propósito en Cristo Jesús.





(*1) Vine Diccionario expositivo:
ekklesia (ἐκκλησία, G1577), se traduce concurrencia en Hch_19:32 y en la RV también en Hch_19:41 (RVR: «asamblea»). Véase ASAMBLEA, etc.
ekklesia (ἐκκλησία, G1577), (de ek, fuera de, y klesis, llamamiento. de kaleo, llamar). Se usaba entre los griegos de un cuerpo de ciudadanos reunido para considerar asuntos de estado (Hch_19:39). En la LXX se usa para designar a la congregación de Israel, convocada para cualquier propósito determinado, o una reunión considerada como representativa de la nación toda. En Hch_7:38 se usa de Israel; en Hch_19:32, Hch_19:41, de una turba amotinada. Tiene dos aplicaciones a compañías de cristianos, (a) de toda la compañía de los redimidos a través de la era presente, la compañía de la que Cristo dijo: «edificaré mi iglesia» (Mat_16:18), y que es descrita adicionalmente como «la iglesia, la cual es su cuerpo» (Efe_1:22; Efe_5:22), (b) en número singular (p.ej., Mat_18:17), a una compañía formada por creyentes profesos (p.ej., Hch_20:28; 1Co_1:2; Gál_1:13. 1Ts_1:1; 1Ti_3:5), y en plural, refiriéndose a las iglesias en un distrito.
Hay una aparente excepción en Hch_9:31, donde, en tanto que la RVR vierte «iglesias», el singular en el original (correctamente vertido por la VM) parece sin embargo señalar a un distrito; pero la referencia es claramente a la iglesia tal como estaba en Jerusalén, de donde había justo sido dispersada (Hch_8:1). También, en Rom_16:23, que Gayo fuera «hospedador … de toda la iglesia» sugiere que la asamblea en Corinto se reunía generalmente en su casa, donde también Pablo moraba. Véanse CONCURRENCIA, IGLESIA.
ekklesia (ἐκκλησία, G1577), se traduce «congregación» en Heb_2:12; Heb_12:23, en lugar de su traducción usual de «iglesia». Véase ASAMBLEA.

Bibliografía:
- LA BIBLIA, fuente completa de inspiración, autoritativa, fiel y verdadera.
- Banks, R. and Banks, R. (2011). La idea de comunidad de Pablo. Barcelona: Editorial CLIE.
- Carro, D., Poe, J., Zorzoli, R. and Bartley, J. (1993). Mateo, Tomo XIV. El Paso, Tx.: Mundo Hispano.
- Stanley, A. (2013). Amplio y profundo. Miami, Florida: Editorial VIDA.
- Strong, J. (2003). Nueva concordancia Strong exhaustiva. Nashville, TN: Grupo Nelson.
-Tuggy, A. (1996). Lexico Griego-Español del Nuevo Testamento. El Paso, TX: Editorial Mundo Hispano.
- Vine, W., Unger, M., White, W. and Cook, G. (2007). Vine Diccionario expositivo. Nashville: Grupo Nelson una Division de Thomas Nelson Publishers.




SERIE: Sobre esta ROCA edificaré mi IGLESIA
1-Sobre esta roca ⏐ 2-La asamblea de Dios ⏐ 3-Mi Iglesia es viva ⏐ 4-Pronto...



DIOS TE BENDIGA
CASA BÍBLICA ARGENTINA
IGLESIA es ACCIÓN. IGLESIA es MOViMIENTO
WWW.CASABIBLICA.ORG

REDES SOCIALES:
CASA BÍBLICA ARGENTINA

INSTAGRAM / TWITTER / YOTUBE / FACEBOOK

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Pages